¿Tu regla es menos abundante de lo habitual? ¡Descubre por qué!

Nos clientes parlent nos culottes :

Sommaire

En la menstruación no hay una regla escrita, al menos no en piedra. ¿Qué quiere decir esto? Que cada mujer es un mundo y, como el planeta, puede tener días de marea alta y otros de marea baja. De hecho, son varios los factores que podrían afectar el volumen de tu periodo. La clave está en determinar lo que es “normal” para ti. Así, cuando Poseidón decida salirse de control -y tu regla sea más o menos abundante de lo habitual- ¡lo sabrás de inmediato!

¿Qué es exactamente una regla escasa o ligera?

Si bien la menstruación cambia con el tiempo, puede mostrar una nueva cara de forma repentina y temporal. Podrías, por ejemplo, tener un par de periodos con sangrado intenso, hinchazón y calambres subidos de tono, o todo lo contrario: una regla muy escasa, de corta duración y libre de dolor. Pero, ¿qué es exactamente una regla escasa? Pues, una menstruación más ligera de lo normal. Quizás dure menos días o notes que el sangrado se parece más a un manchado. Un flujo menstrual constante e insuficiente también es una posibilidad.
Despreocúpate y pasa esos días cómoda y protegida con Herloop :

¿Acaso se puede medir la regla? ¿Qué se considera una medida normal?

La respuesta a la primera pregunta es un rotundo sí. Y, ¿a la segunda? No hay una cantidad predefinida. Según los expertos, las mujeres pueden expulsar entre 30 ml y 72 ml de sangre durante la regla, pero esto es solo un punto de referencia.

¿Qué quiere decir esto? Que cada mujer tiene su propia medida. Debes estar atenta a cómo luce, cómo huele, cómo se siente y cuánta sangre pierdes en tus menstruaciones para saber cuándo estás ante algo anormal.

¿Cómo medir la regla? Puedes hacerlo prestando atención a la frecuencia con que cambias de protección íntima, como de braga menstrual o cada cuanto tienes que vaciar tu copa menstrual. Solo tú sabes lo que es usual en ti en esos días del mes.

¿Por qué la regla es menos abundante de lo habitual?

En ocasiones, el culpable de una regla menos abundante es difícil de identificar porque hay varios factores que podrían estar detrás bambalinas:

  • Estrés. Especialmente si proviene de un impacto fuerte, como un despido, una pérdida familiar, una semana de locos, etc.
  • Embarazo. Algunas mujeres tienen una ligera versión de su regla durante los primeros tres meses del embarazo.
  • Cambios bruscos. De peso, actividad física o en la alimentación. Si haces más ejercicio de la cuenta o pierdes muchos kilos en poco tiempo, el sangrado menstrual podría disminuir.
  • Fluctuaciones hormonales. Una tiroides hiperactiva, un páncreas flojo o la resistencia a la insulina podrían ser la causa de una regla muy escasa.
  • Uso de anticonceptivos orales. Incluso la píldora del día después tiene influencia sobre el periodo. Los anticonceptivos orales pueden hacer que tu regla sea más corta o ligera de la cuenta.
  • Adolescencia o premenopausia. El ciclo menstrual tarda en adaptarse después del primer periodo y justo antes de la menopausia. Tener una regla menos abundante de lo habitual, en este caso, sería algo natural.

¿La escasez de flujo menstrual te preocupa? ¡Habla con tu ginecólogo! A fin de cuentas, él es el especialista.

Sur le même sujet
0
    0
    Your Cart
    Your cart is emptyReturn to Shop